Película: El sueño de Ibiza Esta producción principalmente andaluza que no lo parece por paisaje y paisanaje parte de un error inicial: el de que Igor Fioravanti, realizador publicitario, acometiera su primera película comercial queriendo rememorar sus recuerdos infantiles en la isla de Ibiza y que tal empeño tuviera interés para el público. Pero ello, lamentablemente, no resulta ser así; Fioravanti, autor también del guión, confirma su buen pulso estético como creativo de publicidad pero escribe un texto muy discreto, con diálogos de una vulgaridad rampante y unos personajes de los que apenas sabemos nada, y lo que es peor, terminamos por no querer saber nada.
Historia sobre tres jóvenes, dos chicos y una chica, amigos y ocasionales amantes desde su infancia y cómo resulta ser su reencuentro ya en la edad adulta en la isla, la película apenas avanza narrativamente, ensoñándose en los paisajes cálidos y evanescentes de Ibiza, en esa indolencia tan característica de la ínsula balear que parece impregnar a los humanos que la habitan. Pronto surge el drama con el recurrente sida de uno de ellos y la muerte de la muchacha, pero aquello apenas nos llega porque los personajes no han calado en el público. Fioravanti es un buen profesional del spot, pero también un cineasta carente de talento para contar historias. Le pierden sus tendencias estetizantes, con frecuencia vacías, y no ha sabido ver que el cine es algo más que una bonita imagen. De los jóvenes actores sólo Paco Marín, rostro conocido por la serie "Periodistas", da la talla, con un personaje ambiguo, un campeón del "carpe diem" que termina como vivió, vertiginosamente. Lástima de película, porque había mimbres pero finalmente no se ha hecho cesto alguno.

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

95'

Año de producción

El sueño de Ibiza - by , May 01, 2002
1 / 5 stars
Mimbres sin cesto