Película: Todo por un sueño Desde su impecable debú con la espléndida "Drugstore cowboy", Gus Van Sant ha mantenido una línea estimulante: la muy apreciable "Mi Idaho privado", con escenas de sutilísima emoción, puro cine; pinchó económicamente con la extraña "Ellas también se deprimen", lo que parecía abocarlo a hacer un producto más comercial con "Todo por un sueño", filme que a primera vista pudiera suponerse un vehículo a mayor gloria de Nicole Kidman, pero que pronto se evidencia como una obra con personalidad propia.
Como personalidad tiene el guión del siempre cáustico Buck Henry, una mordaz carga de profundidad sobre el fanatismo de hacerse famoso a través de la tele, llevado al paroxismo por esta chica del tiempo que no dudará en tender una trampa mortal a su marido, a la manera de clásicos del cine negro como "Perdición", aunque en este caso el instrumento masculino del crimen esté especialmente sonado. Con buenos diálogos, efectiva e irónica descripción de los personajes centrales (la esposa telemaníaca, el marido pizzero, los chicos lumpen), Van Sant traza un inmisericorde retrato de una sociedad enferma de ambición o, en el otro extremo, vacía de horizontes.
Se ha elogiado el trabajo de Kidman, aunque tal vez esté un tanto sobreactuada, como buscándose un Oscar, pero habría que hablar también del genial Joaquin Phoenix, que hace una estupenda creación del chico marginal, pastoreado como un corderito por puro sexo, tal vez puro amor

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

105'

Año de producción

Todo por un sueño - by , Aug 27, 2001
3 / 5 stars
Carga de profundidad