Película: Vatel El británico (de origen francés, que ahora parece retomar en esta película de nacionalidad gala) Roland Joffé fue, en algún momento de los años ochenta, la gran esperanza blanca de un cierto cine comercial que, sin perder de vista que su primer interés es la taquilla, intentaba transmitir algo más que un mero pasatiempo. Ése era el tono de sus primeros filmes, sobre todo en "The killing fields", sobre los genocidas jémeres rojos de Camboya, y en "La misión", una visión proindigenista de la conquista de América que de alguna forma la vinculaba a la Teología de la Liberación.
Pero el paso del tiempo lo ha ido descafeinando, y ya va por el estrato de aplicado ilustrador de filmes apolillados como este "Vatel", historia más o menos verídica ambientada en la Francia de Luis XIV, el Rey Sol, en cuyo ambiente de refinado gusto y corrupción gubernamental se suceden fastuosos banquetes, adornados con ornatos de todo tipo, fuegos artificiales incluidos, con los que el (in)noble de turno pretendía conquistar los favores del Rey.
El hecho de que haya una historia de amor entre el artista que imagina y desarrolla todas esas suculentas y pantagruélicas comilonas y la bella de turno, y que ésta sea pretendida por el monarca, añade alguna pincelada romántica, tal vez dramática, a una historia que peca de ceremoniosa y acartonada, más pendiente Joffé antes de que los manjares estén en su punto y los adornos florales y coreográficos sean perfectos que de hacer una película.
Así las cosas, y con Tim Roth otra vez de malo, sin muchos matices, a fuer de repetitivo, "Vatel" resulta ser un filme evidentemente superficial, obviamente prescindible, cuidado en las formas pero carente de fondo.

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

105'

Año de producción

Vatel - by , May 31, 2001
1 / 5 stars
El banquete es el mensaje