Película: El Rey Escorpión En 1999 Stephen Sommers conseguía un inesperado éxito de público con La momia, mezclando con habilidad aventuras al estilo de Indiana Jones, algunas gotas de terror "pulp" sobre las tumbas egipcias y mucha fantasía, ayudado por los chicos de los efectos visuales. Aquella revisitación del género de aventuras tuvo pronta y rentable continuación, apenas dos años después, con El regreso de la momia, también dirigida por Sommers; en este segundo segmento, corregido y aumentado, aparecía un personaje, el Rey Escorpión, que robaba literalmente la película tanto a los protagonistas como al villano primitivo. Como hiciera George Lucas con La aventura de los Ewoks, con personajes desgajados de la saga de La guerra de las galaxias, los autores de este otro ya prolífico serial han tomado aquel personaje, interpretado por el macizo (en sentido literal y también figurado) Dwayne Johnson, que aparece aún con su heterónimo The Rock, campeón de lucha y actor ocasional, y le han confeccionado una película a su medida. Inferior a sus predecesoras, sin apenas humor (salvo el habitual pícaro carajote típico del cine USA), El rey escorpión resulta ser una aventura casi químicamente pura, ambientada en un pasado remoto, incluso anterior al dorado imperio egipcio, con gran alarde de F/X, un guión no especialmente inspirado y un reparto que parece contagiado de la sensación de fotocopia que emana el filme. A pesar de todo, tiene un final con una apreciable dosis de suspense y el producto comercial, ahora bajo la batuta de Chuck Russell (en su haber, por decir algo, están La máscara y Eraser), cumple su cometido de entretener sin dejar huella, salvo en taquilla, donde ya ha rendido, y rendirá, pingües beneficios...

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

95'

Año de producción

El Rey Escorpión - by , May 01, 2002
1 / 5 stars
Entretenimiento sin huella