Película: La reina Margot Sobre unos episodios históricos en los que ya se fijó la literatura o el propio cine desde los tiempos de Griffith (Intolerancia recogía la matanza de San Bartolomé en uno de sus cuadros), el cine europeo ha montado una costosa y cuidada producción que viene a recordarnos oportunamente cómo la culta Europa, la cuna de una excelsa civilización, puede caer en la barbarie.

Tomando como pretexto la novela de Alejandro Dumas, pero sublimando su simple envoltura aventurera, los guionistas han montado una trama impecable, donde el hálito shakesperiano de conjuras, matanzas, lujuria y sangre respira por todos los fotogramas, logrando un espacio físico, palpable, del que no puede ser ajeno el trabajo teatral tan prolongado que ejerce el director Patrice Chéreau. Porque La reina Margot es un terrible retrato de la Francia de finales del XVI, enzarzada, como casi toda Europa, en crueles guerras de religión. Pero es también un excelente retrato de caracteres y personas, de seres humanos a los que la intolerancia hace rebajar al crimen y a la masacre.

Un tono apasionado para la vida y la muerte, el amor o la traición, recorre esta corte francesa, presidida por la pálida máscara de Catalina de Médicis (en espléndida creación de Virna Lisi, premiada en Cannes), una corte que parece dar cabida a todas las bajezas, a todos los crímenes, y en donde la religión es casi un motivo más, sólo uno, para matar o morir.

Quizás el mayor mérito de la realización de Chéreau es el haber eludido la visible tentación del academicismo o el encorsetamiento, y lograr así una obra viva, que mantiene su interés, su rigor y su calidad a lo largo de más de dos horas, gracias en buena parte a un exacto cuadro de actores que representan con fuerza, gallardía, pasión y realismo este sórdido cuadro histórico, encontrando con su brillante espectáculo un sólido camino para el cine europeo.

Dirigida por

Género

Nacionalidad

Duración

135'

Año de producción

La reina Margot - by , Jun 07, 2012
4 / 5 stars
La Historia, a escena